If life tries to knock you down, you need to learn how to fall softly and stand up again with style.

Life is full of disgusting things, bad moments and issues but it's also full of surprises. So... don't be sad! After a hurricane always comes a rainbow.

I'd like to talk to you about my experiences, usual things in my life, my job, my friends, my family. I hope you read and enjoy my messy life as much as I do.

Cheers ;)
Gitaanaa~

YOU WON'T BELIEVE MY LIFE STORY~

YOU WON'T BELIEVE MY LIFE STORY~

I'm a very
special girl. I'm bipolar, crazy, untamed. I'm Rochi ~

-

-

I've got these...
crazy friends.~

-

-

They're my
whole life ~

-

-

We don't need
blood ties to be a family ~

-

-

He give me unlimited bear hugs and he's someone
who has my back.~

-

-

Every family has a hippie member who's all love and peace ~


My big brother is awesome.
He knows everything about me and gives the best advices in the world ~


I'm really lucky of be who I am because even when I'm not perfect... ~


I've the best supporting team...

-

-

which I've ever dreamed about ♥

-

-

9 de octubre de 2013

# Vorágine ~


Hace unos días, volví a hablar con una persona que quiero muchísimo y que es súper importante para mí. Por cuestiones del destino siempre nos encontramos y nos desencontramos. Siempre nos encontramos por casualidad ¿Será realmente casualidad?

Recordaba el cuento del maestro Xiang Wu sobre las mil puertas del emperador. A veces uno está tan ensimismado en avanzar rápido en la vida que lo único que ve son puertas que se abren por delante y puertas que se cierran por detrás porque no se detiene para mirar a los costados y hacia arriba para ver que está rodeado de miles de puertas más que están abiertas.

Descubrí que las personas que realmente te hacen bien y necesitás cerca son las que nunca se alejan demasiado y siempre vuelven cuando las necesitás para seguir creciendo. Las personas son como esas mil puertas, uno a veces está tan ensimismado en las personas nuevas que conoce y en no querer perder a las que se van que no se detiene a mirar hacia los costados para apreciar a la gente que nunca se fue de su lado. 
Eso me pasó esta semana cuando volví a hablar con esta persona. Me di cuenta que entre la vorágine de gente que vino y se fue, los encuentros casuales con él siempre estuvieron, en la calle, en la parada del colectivo, en el facebook... y me planteé la siguiente pregunta. 

¿Será tiempo de frenar la vorágine que me persigue y mirar hacia un costado?


No hay comentarios.:

Publicar un comentario